Entrevista a Matt Granger: fotografía de desnudos, encontrar modelos, guiarlos

Durante mi estancia en Nueva York, tuve la ocasión de encontrarme con Matt Granger para hacerle una entrevista. Es uno de los mayores youtubers de fotografía del mundo. Pudimos hablar acerca de la fotografía de desnudos. Aproveché la oportunidad para sacarle algunos consejos que os pueden ser de gran utilidad 😉

[Aunque la introducción del vídeo está en francés, toda la entrevista es en inglés por lo que os dejo el vídeo así como una transcripción traducida.]

Hola a todos, bienvenidos a este nuevo vídeo de Curso de Fotografía.

Me encuentro en Nueva York, junto a Matt Granger, con quien he participado en un taller de fotografía de desnudos. Es mi primera vez, por lo que he podido aprender bastantes cosas. Decidí entrevistar a Matt porque es uno de los youtubers de fotografía más importantes del mundo –lo cual no es poco–, y hablamos concretamente sobre fotografía de desnudos.

Laurent: ¡Hola Matt!

Matt Granger: ¡Hola!

Laurent: ¿Puedes comenzar contándonos tu historia? ¿Qué representa para ti tu trayectoria fotográfica?

Matt: ¿Quieres la versión larga o la corta?

Laurent: Algo a medio camino, ni demasiado largo ni demasiado corto.

Matt: Mi padre era un fotógrafo amateur, un amateur de altos vuelos. Cuando yo era niño, viajábamos mucho debido a su trabajo, y algunos de mis primeros recuerdos me trasladan a un momento en el que estábamos a punto de entrar a una tienda de fotografía o a cuando nos encontrábamos de paso por los Estados Unidos; su madre era una prolífica fotógrafa: no había muchas cosas rescatables, pero ella gastaba un rollo de película por día. A partir de los cinco años de edad, comencé a heredar sus cámaras, por lo que siempre tenía cámaras y juguetes nuevos.

Estudié fotografía en el liceo, cuarto oscuro y todas esas cosas, y creo que fue esa la primera vez en la que realmente pensé sobre lo que hacía, sobre las fotos que sacaba, y me di cuenta de que consistía en bastante más que presionar el botón de disparo.

Luego dejé de lado la fotografía para conseguir mi primer diploma en la universidad, aunque en mi segunda carrera, hacía películas, por lo que en ese momento di un paso más adelante. Más tarde, comencé a hacer trabajos remunerados. Estaba asalariado y paralelamente hacía fotografía. Después conseguí un trabajo en una empresa en el cual la fotografía era parte de mis tareas, y finalmente pasé a hacer fotografía a tiempo completo.

Laurent: Tú haces mucha fotografía de desnudos, razón por la cual estoy hoy aquí. ¿Por qué desnudos?

Matt: ¿Te ha gustado?

Laurent: Sí.

Matt: Esa es una de las razones, sin duda. Saco fotos de personas, por tanto hago retratos, y además, sobre todo, desnudos; creo que los desnudos, son en realidad como los retratos pero con esteroides. Todo es más complicado: se deben establecer relaciones y acercarse a la gente con mayor rapidez, y en lugar de iluminar sólo una parte de la persona, hay que pensar en los contornos y las curvas del cuerpo de la persona en cuestión, así como en la inseguridad que pueda sentir con el conjunto de su cuerpo, y no simplemente en lo referido a su rostro. Aunque si haces bien esto, creo que es lo más bonito que existe. Y ya sabes, probablemente… ¿La gente que te sigue es francesa o…?

Laurent: Sí, la mayoría son franceses, algunos de Québec, algunos de Suiza y Bélgica, pero todos ellos francófonos… [ahora también de habla hispana].

Matt: De acuerdo… Muchos artistas separan toda forma de desnudez de la sexualidad, tengo la impresión de que es algo muy americano. Dado que se trata de arte, esto no tiene nada de sexual, y creo que es algo ineludible en Norteamérica para que la desnudez sea aceptable. Y eso no tiene ningún sentido, porque todos reproducimos lo que somos y todos nos sentimos atraídos por un tipo de cuerpo, y, por supuesto, una parte de la belleza proviene del hecho de que se trata de un cuerpo desnudo. Hay algo de puritanismo en el hecho de pensar que sólo son formas, eso es falso. Bueno, no lo es…, ya sabes, “bello”… no necesariamente significa tener un cuerpo como el de Pamela Anderson, pero cualquier tipo de cuerpo bien fotografiado es una manifestación fundamental de la belleza.

Laurent: La mayoría de mis lectores son principiantes, y creo que un 99% jamás han hecho fotografía de desnudos. De hecho, ni yo mismo había hecho hasta esta tarde, y ellos me hacen preguntas porque les dije por Facebook que me iba a encontrar con Matt Granger: ¿qué querían saber? Y una de las preguntas que más me ha sorprendido es esta: “¿Cómo encontrar modelos?” ¿Cuál es la mejor forma de encontrar modelos y modelos gratuitos, porque cuando uno comienza, no quiere pagar, y si se paga, cómo funciona, cuál es la mejor forma de empezar?

Matt: Bueno, existen numerosos enfoques posibles. Da la casualidad que he publicado una guía titulada Cómo encontrar y cómo trabajar con modelos, pero eso también depende del lugar del mundo donde uno se encuentre. Existen muchas comunidades de modelos, en ciertos países, todo está en Facebook, lo cual puede sorprender; en Malasia, habrá un grupo de modelos en tal ciudad que hacen fotos de moda o de desnudos, o que hacen esto o aquello; en otros países, habrá páginas web donde encontrar modelos, o agencias. ¿Cómo es en Francia? Espera… Existe una página muy conocida para los portfolios de modelos, me hice miembro cuando estaba en Francia…

Laurent: ¿Cómo Book?

Matt: Bien podría ser, Book, sí, y en Reino Unido hay otro. Ser miembro, con un perfil en el que la gente pueda consultar tu obra, es importante, sobre todo si haces retratos y quieres pasar a los desnudos; por las razones que acabo de mencionar, es más complicado, más difícil, pues existe obviamente la posibilidad de que la gente se sienta explotada o insegura.

Por tanto, en primer lugar, hay que tener un buen portfolio de retratos, con una idea bien precisa de las fotos que quieres hacer, que contenga fotos que sirvan de ejemplo, ya sabes, como aquellas que hemos visto en el taller de hoy; la gente viene con fotos, porque son el tipo de cosas que se quieren recrear. Es necesario establecer unos límites claros: esto será muy implicado, esto será un desnudo integral, en esa se puede llevar ropa interior, etc. Se puede hacer un contrato que indique con claridad lo que va a ser o no expuesto. Ya sabes, muchas personas se sienten cómodas en topless o con el torso desnudo, pero no quieren mostrar sus partes íntimas.

Y sí, eso lleva tiempo. Pero si quieres un súper modelo y no quieres pagar, eso no funcionará… A menos que seas un fotógrafo genial… Ambas partes han de beneficiarse, así que si los modelos piensan que será provechoso para ellos trabajar contigo, pues muy bien, pero al mismo tiempo, de igual forma que un fotógrafo odia que le digan “deberías hacer este trabajo gratis, eso hará que la gente se interese por tu trabajo”, los modelos también odian que les digan esto. En definitiva, tú no quieres hacer una sesión gratis, el modelo tampoco, sobre todo si el trabajo es muy artístico, o, si está mal hecho, puede caer en la vulgaridad o en la explotación (sexual). Por tanto, dispón de un portfolio y de una idea bien precisa de las fotos que quieres sacar.

Laurent: Agrego algo. Ayer por la tarde, teníamos modelos profesionales y era la primera vez que yo hacía fotos de modelos desnudos, imagino que como la mayor parte de nosotros. Realmente es más fácil, porque los modelos posan muy bien, y uno no tiene necesidad de hacer las cosas para ver qué sale. En ocasiones se los puede guiar, pero si no se hace, tampoco pasa nada, y creo que con un modelo amateur, hubiese sido mucho más difícil para comenzar.

Matt: ¡Mucho más! Puedes practicar con tu pareja, sin insertar la tarjeta de memoria en la cámara, pero imagina que eres tú mismo el que está desnudo, a punto de ser sacado en fotografía por un desconocido y con esa extraña pose; si es un modelo principiante, al que no vas a pagar, y ambos lo hacéis para ganar experiencia, puede resultar difícil para los dos.

Por tanto, conviene pagar algo de dinero, quizás agrupándose, por ejemplo, cuatro personas para poder remunerar a alguien que no tiene experiencia. Por eso −y me alegra que la pregunta surgiese durante los talleres− siempre utilizamos modelos que tengan mucha experiencia, que hayan hecho eso cientos veces, para que puedas permitirte el lujo de quedarte bloqueado tras la cámara durante cinco minutos mientras buscas lo que quieres hacer, y que los modelos sigan sintiéndose cómodos. Creo que es súper importante durante una sesión de desnudos, porque cuando se instala una sensación de malestar, es muy difícil deshacerse de ella. Y eso, ya sea creado por el fotógrafo, o el modelo, o alguien presente en el lugar, siempre resulta molesto. ¡Por tanto, si al menos la mitad del grupo está completamente relajado, eso resulta de gran ayuda!

Laurent: De acuerdo. En lo referido a posados y a consejos para principiantes… ¿Cómo hay que empezar? Si debutan con un profesional, eso suele facilitar las cosas, pero si quieren dirigirla, guiarla un poco, ¿por dónde deben empezar?

Matt: Bien. Entonces me voy a poner en la piel de un principiante, lo primero sería contar con ejemplos fáciles de seguir, lo segundo sería “hagamos un pequeño ensayo”: si digo “muévete a la derecha”, ¿qué haces? De acuerdo. Hay personas que únicamente giran la cabeza, otras giran los hombros, otras la cadera, y otras todo el cuerpo, tal y como tu acabas de hacer.

En primer lugar, es necesario que el modelo comprenda con claridad lo que quieres decir, ¿tu derecha o su derecha? Así que a menudo conviene apuntar con la mano hacia la dirección que quieras mientras dices “¿puedes moverte para allá?”, creo que es lo más sencillo si no tienes ejemplos a seguir, hay que nombrar las partes del cuerpo y decir que los pies apunten hacia la puerta, que gire los hombros en dirección a la cámara, los ojos hacia la fuente de luz, el mentón, que es otra parte de pivotaje importante, o, de hecho, cualquier parte móvil del cuerpo.

Para las poses del modelo, hoy mismo, por ejemplo, le hemos dicho que apunte los pies hacia la ventana, el culo hacia el techo, los hombros para allá y los ojos mirando hacia la cámara. Espero que se entienda, sin tumbarse en la cama para hacer una demostración, será imposible hacérselo comprender si no ha posado nunca antes.

Laurent: Es un poco lo que yo he hecho, alguna vez que otra he tenido problemas para expresarme con claridad, y ciertamente es muy importante ser preciso al nombrar la parte del cuerpo que el modelo debe mover.

Matt: Y los detalles también están bien. A menudo diré “no te muevas”, si quieres que alguna parte no se mueva, dilo desde el principio. No digas “muy bien el cabello, no lo muevas”. Di “no muevas la cabeza”, “mantén la cabeza exactamente en la misma posición y levanta la rodilla izquierda”, o algo parecido, porque en el momento que dices “el cabello”, la gente directamente se toca o se mueve de forma instantánea, y si es justamente lo que querías que no moviese… Lo que tienes que hacer es comenzar la frase por “no muevas”.

Laurent: De acuerdo, tengo otra pregunta muy precisa de Kévin.

Matt: Te escucho.

Laurent: Lo que pregunta es muy interesante. A) ¿Tienes una idea de las fotografías que quieres hacer y luego encuentras el modelo adecuado?, o B) ¿Te adaptas a los modelos, es decir, contratas a uno y luego te adaptas en base a su cuerpo y creas fotos sobre la marcha?

Matt: Se pueden hacer las dos cosas, eso depende. Si te han contratado para hacer fotos para un cliente y quiere ciertas cosas, es necesario dejarlo todo claro de antemano. Si es el modelo el que te ha contratado para una sesión, ya sabes quién manda; si tú contratas a un modelo, también lo sabes; si se trata de una colaboración, la mayoría de proyectos son bastante abiertos, así que me suelo adaptar. Por ejemplo, mañana tengo que encontrarme con una modelo para un proyecto. Subiremos al tejado y veré cómo se siente más cómoda, veremos qué fondo podemos encontrar, donde está el sol a esa hora, y nos las arreglaremos para que funcione. Pero ocurre todo el tiempo y no sólo con fotógrafos, ya lo sabes. Si llega un nuevo contable o un nuevo director que trabaja de forma distinta, es necesario adaptarse. Hoy hemos tenido dos modelos, una que en mi opinión era fantástica y otra más bien difícil que no seguía bien las consignas.
Al final, a pesar de todo, creo que ella se ha adaptado mejor. No paré de darle feedback y de pedirle a la gente que les enseñasen las fotos, y mediante un enfoque distinto, hemos logrado hacer todo lo que necesitábamos; pero cuando no se ha trabajado nunca con alguien, no se puede saber cómo será…

Laurent: Sí, nunca se sabe. Para concluir esta entrevista, háblame de tus libros; tenía entendido que habías sacado varios libros, pero no sé cuántos, así que háblanos de tu obra, de tus libros.

Matt: Por ahora he sacado dos. Private Bodies fue el primero: gente corriente desnuda en sus casas. Todos los libros representan a hombres y mujeres, a parejas, todos de más de 18 años. Habitualmente más bien tendemos a buscar gente de 18 a 35 años, con una buena condición física, porque suelen hacer deporte todos los días y les encanta mostrarse, pero he sacado fotos con gente de hasta 60 años, de todos los tamaños y formas. Eso para Private Bodies. Y el segundo es Public Bodies, con fotografías sacadas en lugares públicos; hicimos fotos en medio del Central Park, y en el exterior del Louvre de París, y en muchos más lugares.

Laurent: ¿Tuviste problemas haciendo esto, quiero decir alguna vez, con la policía?

Matt: Sólo una vez en Australia. Pero en la mayoría de lugares… Bueno, así es cómo yo veo las cosas: técnicamente, es ilegal, y en algunos lugares es la policía la que decide. No hay muchos países en los que se ponga una multa por este tipo de cosas y, seamos honestos, la persona que más se arriesga es el modelo. Por eso siempre soy muy claro con los modelos. Pero imaginemos: sacamos fotos en Nueva York, tanto tú como yo, y después tú te desnudas, y yo te sacos fotos, o viceversa. Pasarán diez personas y la mitad no se darán ni cuenta.

Laurent: Sí…

Matt: En la ciudad, la gente no se mira, y de cinco personas, una podría sacar su teléfono, y las otras seguirían por su camino, porque piensan que es alguien raro. Las probabilidades de que la persona que se pare se sienta ofendida, son bastante bajas, y las de que se sienta ofendida hasta el punto de llamar a la policía, son casi nulas. Tienen cosas mejores que hacer que tratar de encontrar a un francés y a un australiano corriendo por las calles. Hay cosas más importantes, ya sabes.

Y a fin de cuentas, en mi forma de sacar fotos, no se intenta ofrecer un espectáculo. El libro era un poco un manifiesto: ¿por qué el cuerpo debería pertenecer al ámbito de lo privado? Ya sabes, todo el mundo tiene un cuerpo, cuerpos muy diferentes, pero… a fin de cuentas, todo es lo mismo. Yo mismo me he desnudado para otro fotógrafo y fue una foto en la que habían algo así como 5.000 personas, y cuando te encuentres con tanta gente, en un grupo con tantísima gente, es como si estuvieses en un lugar concreto de un vasto abanico. Hay gente más alta y delgada, más pequeña y más gorda, más oscura o más blanca, y todo lo que quieras imaginar; tú sólo eres un punto de este gran abanico, y crees que eso no es nada, que cuando hay un grupo tan grande, ese punto no tiene nada de extraordinario. Así que quería hacerlo en público, no para ofender a la gente, no pretendía impactar a la gente. De hecho, la mayoría del tiempo, nadie se dio cuenta. En el momento del disparo, hemos tenido dos o tres incidentes con la seguridad. La primera vez fue en el Louvre, nos silbaron, nos fuimos y no nos siguieron. Las otras dos veces fueron en Sídney, y sólo fue un “¿qué hacéis?”. Eso es todo.

Laurent: Bueno, sí. ¡No está mal! También dinamizas cursos, talleres, y la mayoría de mis lectores no hablan inglés, pero algunos sí, y podría interesarles.

Matt: Bueno, si habéis oído hasta ahora… Eso es buena parte de mi actividad actual, realizo encuentro cara a cara como éste, así que me encontraba en Nueva York para encargarme de la iluminación y de mis retratos íntimos.

Laurent: ¿Vienes a Francia?

Matt: Normalmente voy una vez al año, aunque en realidad nunca he organizado un taller, pero con cada uno de mis talleres, tengo series descargables e intento que sean lo más interactivas posibles. Ya sabes, el desnudo lleva más tiempo que el que le hayamos podido dedicar esta tarde, y hacemos una en casa y otra en un departamento, en exterior, con tonos poco oscuros, modelos de talla XXL, todo tipo de figuras y todo tipo de situaciones de iluminación distintas con las que es necesario trabajar, y además hay un montón de ejercicios que la gente debería hacer. Así que tengo éste, la versión light; mis series de fotos, y también una guía Debutar con modelos.

Laurent: De acuerdo, entonces voy a poner el enlace al final del vídeo, para verlo o comprarlo… ¡Matt, gracias por esta entrevista, gracias por acogerme aquí!

Matt: Por favor…

Laurent: ¡Nos vemos en algún lugar del mundo!

Matt: En París, espero.

Laurent: ¡En París! Si haces algún taller, envíame un email y lo anunciaré.

Matt: ¡Gracias a todos!

Laurent: ¡Hasta pronto y buenas fotos!

 

¡Y no olvides compartir el artículo! 🙂

 

Recherches utilisées :

modelos desnudos, fotografia de desnudos, entrevistas sobre la fotofrafia de desnudo artistico, fue por trabajo i acabo desnuda, modelo al desnudo amateur, modelo fotografica desnudos, modelos q alguna vez han hecho desnudos, videos de modelos fotograficas de desnudo posando


¿Te ha gustado este artículo?
Ve más allá descargando mi guía "Diviértete fotografiando", que elimina los 5 problemas más frecuentes de los principiantes: ¡pincha aquí para descargarla inmediatamente!

Sobre el mismo tema

Prev
Next

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

CommentLuv badge

¡Recibe gratis la nueva guía Diviértete fotografiando!

La solución a los 5 problemas de los principiantes:

  • ¿Tus fotos de interiores son amarillas?
  • ¿Tus fotos están desenfocadas?
  • ¿Los colores son apagados?
  • ¿Tus fotos en blanco y negro son grisáceas?
  • ¿Te falta ese toque especial?